miércoles 17 de abril de 2024

¿Entiendes a tu gato? Estudio reveló los errores comunes en cómo se interpretan

¿Entiendes a tu gato? Estudio reveló los errores comunes en cómo se interpretan

Comparte esta noticia

Gato

Un nuevo estudio llevado a cabo por investigadores franceses ha puesto de relieve la sorprendente incapacidad de los seres humanos para comprender las señales emocionales de sus mascotas, particularmente en el caso de los gatos. Publicado en la revista Applied Animal Behavior Science, el estudio revela que las personas suelen malinterpretar las señales de un gato infeliz casi un tercio de las veces, en comparación con solo alrededor del 10% para un gato contento.

Créditos: Nytimes

El estudio, que se basó en las respuestas de 630 participantes en línea, destacó la necesidad de considerar tanto las señales visuales como vocales para comprender adecuadamente el comportamiento de los gatos. Los investigadores encontraron que tanto los maullidos como otras vocalizaciones de estos animales, así como sus comportamientos visuales, como el movimiento de la cola o las posturas corporales, son a menudo malinterpretados por los humanos.

«Algunos estudios se han centrado en cómo los humanos entienden las vocalizaciones de los gatos, mientras que otros han estudiado las señales visuales. Pero este es el primer estudio que analiza ambos aspectos en la comunicación entre humanos y gatos», explicó Charlotte de Mouzon, autora principal del estudio y experta en comportamiento felino en la Universidad Paris Nanterre.

Se ha descubierto que los gatos utilizan una amplia gama de señales visuales y vocales para comunicarse, que van desde movimientos de cola específicos hasta diferentes tipos de maullidos y ronroneos. Sin embargo, los seres humanos a menudo malinterpretan estas señales, lo que puede llevar a una comprensión errónea de las necesidades y emociones de las mascotas.

«Incluso algunas de las señales más comunes pueden malinterpretarse. Por ejemplo, el ronroneo no siempre indica que está contento. En algunos casos, puede ser una forma de calmarse a sí mismo en situaciones estresantes», explicó el Dr. de Mouzon.

Los hallazgos de este estudio no solo tienen implicaciones para mejorar la relación entre los propietarios y sus mascotas, sino que también pueden contribuir al bienestar animal en general. Los refugios de rescate de animales ya están utilizando estos hallazgos para educar a los posibles propietarios, y los investigadores están explorando formas de utilizar gatos como animales de terapia para ayudar a personas con necesidades especiales.

En última instancia, comprender mejor las señales emocionales de nuestros compañeros animales no solo mejora nuestras relaciones con ellos, sino que también puede tener un impacto positivo en nuestra propia salud mental y bienestar. Como señaló el Dr. Udell, «el bienestar animal, el bienestar humano y las interacciones entre ambos están estrechamente vinculados».

Implicaciones para la relación humano-gato

La comprensión adecuada del comportamiento de los gatos es fundamental para fortalecer la relación entre humanos y mascotas. Cuando los propietarios no logran interpretar correctamente las señales de sus mascotas, puede surgir estrés y conflicto tanto para el animal como para el humano. Los gatos, al igual que otras mascotas, utilizan una variedad de señales para comunicarse con sus dueños, desde maullidos y ronroneos hasta movimientos corporales sutiles.

Si los propietarios no comprenden el significado detrás de estas señales, es más probable que respondan de manera inadecuada, lo que puede llevar a malentendidos y tensiones en la relación. Por ejemplo, si el animal maúlla de manera persistente, puede ser una señal de que está buscando atención, pero también podría indicar malestar o incomodidad. Si el propietario interpreta erróneamente este maullido como una simple solicitud de comida o juego, es posible que no aborde las necesidades emocionales o físicas del gato, lo que puede afectar negativamente la relación.

Además, estos son animales muy sensibles que pueden percibir el estado emocional de sus dueños. Si un propietario no comprende las señales de su gato y responde de manera negativa o insensible, esto puede generar estrés y ansiedad en el animal, lo que a su vez puede afectar la calidad de vida y el bienestar del gato.

Por lo tanto, es crucial que los propietarios de estos animales se esfuercen por comprender y reconocer las señales de sus mascotas para establecer una relación armoniosa y satisfactoria. Esto puede implicar educarse sobre el comportamiento felino, observar las señales de su gato de manera cuidadosa y receptiva, y buscar ayuda profesional si es necesario para abordar cualquier problema de comportamiento o comunicación. Una relación sólida y basada en la comprensión mutua promueve el bienestar tanto del gato como de su dueño, creando un ambiente hogareño feliz y saludable para todos los involucrados.

Suscríbete a nuestra lista de envíos
Recibe en tu casilla de correo las últimas noticias y novedades de nuestro portal.

Compartí esta noticia

Artículos relacionados

Últimas noticias

También puede interesarte

¡Te invito a suscribirte a mi Newsletter!

Recibe noticias y artículos exclusivos sobre todo lo que te interesa: tecnología, estilo de vida, ciencia, automovilismo, vinos, y por supuesto, ¡gastronomía deliciosa!