jueves 30 de mayo de 2024

El código pirata y sus castigos

El código pirata y sus castigos

Comparte esta noticia

Piratas, La Corona, Marina Real Británica, convivencia a bordo, Código Pirata, normativas, estructura social, John Philips, Bartholomew Roberts, principios del Código Pirata, repartición del botín, castigos, disciplina a bordo, hermandad, organización pirata, asaltos, vida de libertinaje, disciplina naval, hermandad, normas sociales, eddy warman, eddy warman de noche, eddy warman noticias,

Para los piratas, un asunto era no acatar regla alguna impuesta por La Corona o La Marina Real Británica y otro era dejar perfectamente claro entre todos, cuáles eran las normas que aplicaría un capitán para gobernar a su tripulación y asegurar una convivencia óptima y de limitaciones claras a bordo de un barco. Pero, ¿qué pasaba si alguno de los piratas rompía las reglas?

Por: Ivana von Retteg*

*Escritora, guionista, gran conocedora y lectora apasionada de la ficción náutica y la piratería. IG: @ivana_von_retteg X: @IvanavonRetteg

La brisa salada de una noche en el Caribe, fue testigo de los hombres y las mujeres que se declararon libres de La Corona y decidieron hacerse de su propio camino y construir su propia sociedad.

Puede que los piratas tuvieran una tendencia al libertinaje y fueran a veces salvajes, sin embargo, tuvieron la inteligencia de reconocer que ninguna sociedad nueva perduraría demasiado sin una estructura.

Uno de los hechos más admirables de estos bribones de altamar, era su capacidad de diseñar reglamentos y normativas para su propio clan que en principio todos obedecían: el famoso Código Pirata.

Esta carta, incluía el nombre del barco y la fecha de su partida y muchas veces era firmada con nombres para aquellos que sabían escribir y una cruz para aquellos que no.

Existe mucha discrepancia sobre quién diseñó el código realmente. Algunos dicen que fue el comandante del Revenge, John Philips en 1724, y otros dicen que fue el famoso Bartholomew Roberts en 1721. Incluso, podrían tratarse de códigos diferentes, pero con los mismos principios.

10 principios del Código Pirata

  1. Todo hombre tiene derecho a voto, provisiones frescas y licores fuertes. Sin embargo, si los tiempos son precarios deberá limitar su consumo para que todos tengan el mismo acceso.
  2. El botín se repartirá uno a uno, pero si alguien roba o engaña, será abandonado en una isla desierta con un arma de fuego y una sola munición.
  3. No se permite apostar dinero en juegos abordo.
  4. Las luces se apagan a las ocho de la noche, si alguno quisiera continuar sus actividades personales tendrá que hacerlo en cubierta.
  5. Mantener las armas perfectamente limpias y listas para combate siempre, de lo contrario serán castigados ya sea por latigazos o lo que el capitán considere oportuno.
  6. No se permiten niños ni mujeres civiles abordo, si un hombre fuera sorprendido disfrazando a una mujer se le castigará con la muerte.
  7. Abandonar el barco, desertar de la tripulación u ocultarse durante combate será castigado con abandono o fusilamiento
  8. No se permiten peleas abordo. Si un compañero golpea a otro recibirá “cuarenta azotes menos uno” y el conflicto entre ambos hombres deberá ser resuelto en tierra ya sea a pistola o sable siendo declarado vencedor el que consiga la primera sangre del rival.
  9. Ningún hombre puede abandonar esta forma de vida hasta que haya compartido mil libras en el fondo común.
  10. Los músicos descansan los sábados.

Por otro lado, los siguientes dos apartados serían posteriormente agregados y no en todas las tripulaciones se manejaba de la misma manera:

“El capitán tendrá parte y media de cada botín, el primer oficial, carpintero, contramaestre y artillero recibirán una parte y un cuarto y el resto de la tripulación una parte”. Aunque existían tripulaciones donde todos, inclusive el capitán, ganaban exactamente lo mismo a excepción del médico que ganaría un tanto más.»

“Cualquier hombre que sea sorprendido forzando a una mujer prudente con proposiciones indecorosas  será ajusticiado”.

Otros de los castigos 

Otros de los castigos más conocidos variaban, entre pasar debajo de la quilla del barco (un procedimiento extremadamente doloroso ya que el acusado en cuestión era amarrado por debajo de la nave y herido por todos los crustáceos).

También incluían marcar la piel con hierro ardiente, caminar por la plancha, ensuciar al acusado con alquitrán y echarle plumas encima como forma de humillación, más de cincuenta azotes y naufragio.

Es así como los piratas, a pesar de gozar una vida de libertinaje y crimen, conseguían una organización adecuada para poder hacerle frente a la naval y dirigir exitosamente sus ataques y asaltos.

Si bien La Marina Real tendía a un ambiente sólido y disciplinado abordo, los piratas se inclinaban más a un ambiente de hermandad pero bien establecido. Sorprendentemente, el trato a bordo de una nave pirata era mucho más justo y digno que dentro de la marina, donde la discriminación por género o raza no tenía lugar. ¿Serían los piratas precursores de algunas normas sociales?

Suscríbete a nuestra lista de envíos
Recibe en tu casilla de correo las últimas noticias y novedades de nuestro portal.

Compartí esta noticia

Artículos relacionados

Últimas noticias

También puede interesarte

¡Te invito a suscribirte a mi Newsletter!

Recibe noticias y artículos exclusivos sobre todo lo que te interesa: tecnología, estilo de vida, ciencia, automovilismo, vinos, y por supuesto, ¡gastronomía deliciosa!